viernes, 12 de septiembre de 2008

El coño de Juan Manuel

Hoy hemos tenido que "oservar", que diría Pepín Blanco, la diarrea pastosa y maloliente, casi esteatorrea, de Juan Manuel de Prada en el centenario diario monárquico hoy, franquista ayer, contra algunos locutores de la Cope y contra todos aquellos cristianos, por tanto no cristinos, que no caben en el fajín de su angosta visión religiosa.

Titulo este post de esta forma tan soez porque nada le podía venir mejor a este tipo, un cómico de la actualidad que trata de imitar, con poco éxito sea dicho de paso, el lenguaje cortesano y castizo de don Camilo o de Umbral... y así habla de coños, se tumba en los sofás de los platós, se ajusta sus pesadas gafas y le dan un Planeta.

Tiempo lleva el oblongo Prada, con su camarilla de los Bru, Rojo y Schilchting, diciéndonos a los cristianos, y a los católicos, lo que debemos hacer y saber para tener una recta conducta. Ellos, gente afín a sectas ultracatólicas, o sea, organizaciones de poder y dinero, nos cuentan y enseñan que es lo bueno y que es lo malo, que hacer y que no hacer, que escuchar y que no escuchar.

Hoy Prada, no sé si decir ya Padre Prada o esperar aún, dedica al director de La Mañana de Cope adjetivos como detritus, escobilla para los restos, miserable, pobre enfermo y despojo intelectual, copias literales del capítulo 2 del Evangelio de Mateo. Todo ello palabras castas, cristianas y puras, ¿Verdad don Manuel María? Padre Bru, luego se asombra de que nos metamos con usted, se asombra de que la gente se enfade y en cuanto oye el "Dios es providente" apague la radio o cambie el dial... ¿Por qúe no abre mañana su espacio católico con el artículo de su compañero de pluma y amigo Juan Manuel de Prada?

Va siendo hora de que dejen de decirme desde fuera de la Iglesia, única poseedora de la doctrina, cómo debo ser un buen católico. Y como el que os habla a día de hoy es cada vez menos católico, si acaso benedictino y agustiniano, pues la cosa va de mal en peor.Y que dejen también de decirme como debo obrar, pensar y sentir para ser un buen cristiano, porque el único y gran valedor de los valores cristianos es el Evangelio, y por extensión, la Biblia. Y según pasan los años uno se siente proporcionalmente más cristiano y menos católico.

Parece ser que De Prada se ve estrecho colaborando sólo con su gran amiga Cristina López Schilchting y los legionarios de Cristo (y amén), y necesita expandirse. Tiene usted, señor de Prada, al abad de Monserrat, al padre Bru y a los monseñores Uruarte y Sistach, hombre... que funden entre todos una cosa así como... ¡Ya sé! Radio el coño de la Magdalena. Y tendríamos. La mañana solidaria de Cristina; a mediodía, con el Padre Bru, ¡alegría!; Los micrófonos, con Juan Manuel de Prada por la tarde-noche; y ya por las noches en la sesión golfa La tentación, con Alfonso Rojo e Isabel Durán. Sería un exitazo, y probablemente el Santo Padre, y no me refiero a el sucesor de SAN José María Escrivá de Balaguer, lo aplaudiría con entusiasmo.

En la Edad Media seleccionaron los Evangelios que debían ser canónicos, repartían bulas para comer carne a cambio de unas monedas, levantaban la sotana para compartir el coño de la Bernarda (que diría el difunto Capmany) y nombraban abades como quien nombra hoy en día a los miembros de CGPJ. Y fuimos a un cisma, a una escisión. Y ahora yo tengo que leer, escuchar y actuar como diga el ala más rancia de los católicos hispanos que son lo más alejado del mensaje cristiano. Cañizares toca la flauta, Sistach la pandereta y Schlichting y De Prada bailan descalzos en el tablao flamenco. Penoso.

La Cope, unión de las radios parroquiales de antaño y otrora Radio Popular, tiene un ideario cristiano que Prada seguramente ha leído... ¿Puede decirme, don Juan Manuel (parezco Patronio) en que puntos se lo han saltado los comunicadores no opusianos de la Cope? ¿Puede señalarme al menos tres cosas que hayan dicho que me hayan atacado a mi como cristiano? Porque quien dice lo que es adecuado en la conducta y lo que no, es Dios, padre y madre, y no usted. Y si a mi no me molesta, y a otros 2 millones de cristianos tampoco, váyase usted al cuerno con sus monsergas. Dejen de decirme desde los púlpitos radiofónicos como debo sentir el mensaje cristiano.

Pues nada. Oye Expósito, ¿Para qué sirve el ABC? ¿Dónde están los análisis de la Tercera, esos artículos de opinión de antaño...? Y si Prada, que debe ser primo de Pradera el prisaico, escribe eso, es que tú, o sea usted, lo comparte. ¿Qué opina de este artículo de Juan Manuel de Prada Juan Antonio Martínez Camino?¿Y monseñor Sistach? y lo reitero... ¿Qué tiene que decir usted, Padre Manuel María Bru Alonso? Quizá mañana lo cuente Schlichting en su espacio de tarde... aunque no seré yo quien lo oiga.

5 comentarios:

Ignacio dijo...

Están haciendo bandas dentro de la iglesia: no se si desde dentro o desde fuera, pero eso no beneficia mas que al enemigo.

En todo vaso, tu vehemencia es muy clarificadora.

Miguel A. dijo...

Cristina López digamos que es un poco la oveja negra de la COPE. Lo raro es que para ser conservadora, extremadamente conservadora, habla mucho de sexo. Demasiado sexo nubla la vista.

Un saludo

Terzio dijo...

Te leo con simpatía, pero cuando tocas el tema iglesia-catolicismo y/o derivados, desbarras.

Tú sabrás por qué.

p.s. Por cierto, a ese Prada le tengo tanta antípatía como tú. Incluso más: Es todo pose y sin fondo.

'

Tumbaíto dijo...

Alberto, la Iglesia es episcopal. El resto, frikis. Yo no les hago ni puñeterísimo caso. De hecho, les pongo como ejemplos de indeseables (excepto claro, el Opus, que es un club de senderismo).

El gordo me cae muy mal. Creo que intenta imitar al gordo inglés. ¡Buf! No sé cuál de los dos me cae más gordo.

Gordos gordos gordos super gordos gordos gordos de verdadddddddddddd!

Republica Rojigualda dijo...

"Intencionadamente o no, se tiende a confundir a los jueces con la justicia y a los sacerdotes con dios, y así, los hombres empiezan a desconfiar de la justicia y de dios" Alphonse Karr.